El hombre que enseñó a escribir a Raymond Carver

por: David González Torres

johngardner en aviondepapel.tv

Cuando Raymond Carver estudiaba una asignatura de escritura creativa en la Universidad de Chico (California), su profesor literario era el escritor John Gardner. Cuenta Carver que su mentor le prestaba su despacho para que él escribiera, allí en soledad. Pero cuenta también que, durante sus clases, le espetaba a él y al resto de los alumnos una serie de consejos, lanzados como puñetazos, para lograr que todos ellos se convirtieran en buenos escritores.

“Estoy aquí, tanto para enseñaros a escribir, como para deciros qué leer (…) Lee todo el Faulkner que encuentres y luego lee todo lo de Hemingway para limpiar de Faulkner tu manera de escribir”, decía Gadner a sus chicos. Y así lo explicaba Carver en uno de los pocos prólogos que firmó en su carrera literaria, dentro del libro titulado “Para ser novelista”, cuya autoría correspondió, efectivamente, a su maestro creativo o mentor: el propio John Gardner.

“Para ser novelista” (Ediciones y talleres de escritura creativa Fuentetaja, 2001) se editaba al final de una década -los años 90- en la que el apogeo de los talleres literarios propició también un pequeño boom en España de los manuales para escritores.

Aquellos libros-herramientas de “cómo escribir una novela”, por ejemplo, y todas sus subdivisiones (cómo escribir una novela histórica, sentimental, autobiográfica, etcétera) se hacían un hueco preferente entre los anaqueles de las librerías.

Muchos de los consejos de estos libros-escuela se repiten con más o menos intensidad o personalidad, según su autor; y no sólo el de la orden marcial de “si quieres escribir, debes leer mucho”. El tema, la historia, el personaje o el narrador son algunas de las vertebras de la espina dorsal de dichos manuales.

Si retomamos otro libro de John Gardner, como es “El arte de escribir”, ascendemos hacia la luz desde el primer peldaño de la escalera de caracol de las tinieblas en las que está el escritor que comienza.

“El tema, en su aspecto más profundo, es aquello de lo que trata la historia; es el principio filosófico y emotivo en torno al cual el escritor selecciona y organiza el material”, escribía Gardner. No hay novela que deba comenzarse sin saber qué queremos contar. Suena a obviedad, pero es así, parece decirnos Gardner.

Antes del punto y final, y para aquellos lectores descreídos que renieguen de los manuales de instrucciones narrativos, quizás deberíamos regresar al libro “Para ser novelista”, de John Gardner para así darles la razón. Desde su primera página continúa Gardner con un íntimo monólogo ensayístico en el que encontramos un fragmento lapidario, casi de epitafio creativo.

En su manual, Gardner exponía que los profesores y editores pueden dar algún que otro buen consejo. Sin embargo, para el futuro del escritor, únicamente existía una certeza que Gardner reiteraba, suponemos que también a su alumno Raymond Carver.

Era ésta, según enunciaba Gardner: “A mí me parecía que nada de lo escrito valía la pena. (…) Para entonces, ya había descubierto la dolorosa verdad que todo joven escritor comprometido debe afrontar: está solo”.

Share/Save/Bookmarkcompártelo
Fatal error: Uncaught Exception: 12: REST API is deprecated for versions v2.1 and higher (12) thrown in /usr/home/aviondepapel.tv/web/wp-content/plugins/seo-facebook-comments/facebook/base_facebook.php on line 1273